TRANSLATE -TRADUCTOR
Select Language

martes, 27 de marzo de 2012

LEY DE SANTIDAD ESPONSAL Y FAMILIAR: LEVÍTICO 18, 1-30

Presentación del texto
Ofrezco la lectura este texto en el blog Toma y Lee, porque he aludido a él hoy en el Blog del Buen Amor.
Es fundamental para orientarse acerca de en qué consiste la santidad del matrimonio y de la familia.
Tiene que ver con la restricción del ejercicio de la sexualidad al matrimonio monógamo y fiel.
Excluye todo otro ejercicio de la sexualidad fuera del matrimonio. Enumera todos los casos en que se ha de excluir un trato sexual, para diferenciarse de la promiscuidad sexual que caracterizaba a los pueblos vecinos, Egipto (incesto) y Canaán (prostitución sagrada y divinización del sexo).
La expresión "descubrir la desnudez" es un eufemismo para significar, más allá de la falta de pudor sexual a la que se refiere directamente, a toda mirada o acto sexual sobre alguien que no sea el propio cónyuge.
Nótense las penas que se siguen en la naciones que no mantienen la santidad familiar: la tierra donde viven los expulsa, los vomita con asco. Podría decirse que según la Sagrada Escritura, la lujuria es anti-ecológica.
Pero, la pena más grave es que quien así procede se hace impuro. Es decir pierde la vinculación con el Señor porque se sale del marco del Buen Amor, que tiene su arquetipo en la santidad del Señor, del Dios de los Padres.
He aquí el texto.

Levítico 18, 1-30